Consejos post-navidad para recuperar tu peso

Consejos post-navidad para recuperar tu peso

Ya han terminado las navidades y es habitual acabarlas con algún kilo de más. Suelen tratarse de unos 3 kilos. El aumento de la ingesta de alimentos, técnicas culinarias más elaboradas, salsas que aumentan su valor calórico, más de dos platos, picoteos grasos y evitando la ingesta de verdura o fruta. También hay más consumo de bebidas alcohólicas: el vermú con los amigos, vinos, cervezas o cubatas después de las comidas y cenas. Además elegimos otras bebidas refrescantes en vez de agua. Las sobremesas se alargan con la comida en la mesa, trocitos de turrón, bombones, que a veces nos hacen picar sin tener hambre y llevándonos muchas calorías extras.

¿Y ahora qué hacemos para recuperar nuestro peso?

No hay que alarmarse, y ser paciente, también ha habido ausencia de ejercicio físico, e incluso más días de fiesta en el trabajo.

Estos kilos ganados nos costarán más perderlos. Por ello también debemos incluir  actividad física a diario. Puedes apuntarte a un gimnasio, salir a caminar todas las mañanas, hacer pilates…  Hay muchas opciones. El ejercicio siempre ayuda.

Empieza a comer de forma saludable, haciendo 5 ingestas diarias. Así llegarás con menos apetito a la siguiente toma, importante comer 2 veces al día verdura y 3 raciones de frutas.

Elige técnicas culinarias sencillas: asado, papillote, plancha, hervido o microondas. El pan no es que engorde tanto como se piensa, sino que engorda en lo que lo untas, que suelen ser salsas con nata, aceite…

Cenas ligeras, con base de ensaladas o verduras. Nada de embutidos o precocinados. Bebe dos litros de agua al día, y nada de otros tipos de refrescos, ni quiera zumos. Cereales integrales en vez de refinados: tienen más fibra, vitaminas y minerales. Dos veces a la semana legumbres. Lo importante no es comer menos, sino mejor.

Hay que prever lo que nos puede pasar, e impedir actuar como este año si hemos cogido kilos que no eran nuestros. Lo ideal sería comer sólo dulces navideños los días señalados como son los festivos, y no excederse. No hace falta probar todos los postres, con un poquito será suficiente, y aprender a decir: ¡vale! Salir a pasear después de las comilonas. El resto de los días no festivos comer de forma saludable, no obviando la ingesta de fruta estos días. Podemos almorzar y merendar una fruta, nos ayudará a saciarnos más.

Huye de las dietas milagro, haz la pérdida de peso de forma paulatina. Si es necesario pide ayuda a un profesional cualificado, no pienses sólo en la ganancia de peso, sino en obtener un óptimo nivel de salud, esa es la importancia de comer bien y de forma saludable.

 

Ana Fanlo Barreu

Dietista-Nutricionista AR00167- Fibersalus&Fiberstudio www.fibersalud.es

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *